Terrible lugar "MAUTHASEN"

abril 15, 2009 at 10:06 am (campo concentración, cultura, historias, Mauthasen)

La memoria histórica nos deja huellas, unas son buenas y otras son terroríficas como ese campo de Concentración nazi:

MAUTHASEN

Este lugar se encuentra en Austria, a unos 20 Km de la ciudad de Linz.

Recorriendo estas imágenes se forma un nudo en la garganta y uno se queda casi sin respiración aguantando con fuerza las visiones que imaginamos de aquellos que padecieron torturas y muerte.

Con estas palabras eran recibidos los pobres presos:

– “En Mauthausen se entra a pie, pero se sale por la chimenea”.

Entrada a la penosa realidad

ESCALERA DE LA MUERTE: Dicen que cada uno de sus 186 escalones costó la vida de un español.

Aquí tenían los cadáveres antes de incinerarlos para quitarles dientes de oro etc.

Barracones

Entrada a la cámara de gas

Cámara de gas por dentro

Camas

Gas

Inyección letal




Presos españoles

Ventana de un barracón

Chimenea crematorio

Solo queda una lágrima, una oración y el recuerdo

Anuncios

Permalink 180 comentarios

Terrible lugar "MAUTHASEN"

abril 15, 2009 at 10:06 am (campo concentración, cultura, historias, Mauthasen)

La memoria histórica nos deja huellas, unas son buenas y otras son terroríficas como ese campo de Concentración nazi:

MAUTHASEN

Este lugar se encuentra en Austria, a unos 20 Km de la ciudad de Linz.

Recorriendo estas imágenes se forma un nudo en la garganta y uno se queda casi sin respiración aguantando con fuerza las visiones que imaginamos de aquellos que padecieron torturas y muerte.

Con estas palabras eran recibidos los pobres presos:

– “En Mauthausen se entra a pie, pero se sale por la chimenea”.

Entrada a la penosa realidad

ESCALERA DE LA MUERTE: Dicen que cada uno de sus 186 escalones costó la vida de un español.

Aquí tenían los cadáveres antes de incinerarlos para quitarles dientes de oro etc.

Barracones

Entrada a la cámara de gas

Cámara de gas por dentro

Camas

Gas

Inyección letal




Presos españoles

Ventana de un barracón

Chimenea crematorio

Solo queda una lágrima, una oración y el recuerdo

Permalink Dejar un comentario