LEYENDA DE LA MUJER EMPAREDADAAAA

marzo 18, 2010 at 10:46 am (Cartagena, enterrada viva, leyenda, maldición, mujer emparedada, tapiada)

Image Hosted by ImageShack.us

Cuentan que hace mucho, mucho tiempo, vivía en Cartagena una atractiva Dama que se enamoro de un hombre, y qué ? Os preguntareis verdad? Pues que el problema viene cuando este hombre es de linaje inferior al de la Dama y en esos tiempos esto era imperdonable.

El hombre quiso buscar fortuna para estar a la altura de su enamorada y se fue a la guerra, paso el tiempo y nada se sabía de este caballero, los padres de la joven aprovecharon esto para casar a su hija con un noble italiano.

Pasaron dos años y la dama estaba consumida por la tristeza y el recuerdo de aquel que marcho llevándose su corazón, pero un día recibió la noticia de que aquel hombre al que amaba estaba vivo, aunque permanecía prisionero.

La Dama hizo gestiones y todo lo que estuvo en su mano para liberarlo, y aquí entra el marido que ciego de celos la condeno a muerte, pero no una muerte cualquiera y rápida no, ordeno que la emparedaran, de esta forma moriría lentamente enterrada viva tras una pared del Castillo de la Concepción de Cartagena.

El amante que ya estaba puesto en libertad se disfrazo de monje y se fue al Castillo e intento disuadir al celoso marido de sus crueles intenciones. No sabemos como pero el noble italiano (marido) descubre la verdadera identidad de aquel monje y lo mata clavándole un clavo en el pecho.

Mostrando su tremenda crueldad, le cuenta a su mujer el trágico final del caballero muerto por sus propias manos, mientras tanto va colocando ladrillo tras ladrillo enterrándola viva.

Justo antes de quedar totalmente emparedada la Dama le lanza una maldición:

“De aquí a veinte días morirás”


El esposo siente como la sangre se le hiela y un miedo interior le pellizca pero no para en su empeño y sigue subiendo ladrillos hasta terminar por tapar totalmente a su esposa , dejándola allí viva y atrapada en una muerte lenta y cruel.

No hay nada que pueda evitar aquella maldición, no hay salvación para este cruel y despiadado hombre … la maldición se cumplió
.
“A los veinte días cayó muerto,”
“cayó fulminado sin ninguna razón aparente”.
.

Blogalaxia:, , , , , , , Technorati:, , , , , , , agregaX:, , , , , , ,

Anuncios

Permalink 16 comentarios